Este jueves 19 de diciembre se celebrará en el hospital de Cruces el homenaje a todos/as los trabajadores/as que se han jubilado durante este año. Un acto emotivo en el que la dirección les entregará un pequeño obsequio.

Nuestro compañero de ESK, el delegado José Ignacio Martínez no acudirá a dicho acto y ha rechazado el obsequio en señal de protesta y para denunciar la escasez de personal que tiene el hospital de Cruces en todas sus categorías.

Compartimos que el personal es el responsable con su esfuerzo de la mejora en la atención al paciente en nuestros centros de trabajo. Se merecen éste y otros actos donde se les reconozca su dedicación. Pero esta actitud debería empezar reflejándose en el día a día, dando respuestas positivas a la demanda de más plantilla. La falta de personal es un clamor en el hospital que exige urgentemente respuestas que nunca llegan.

Una falta de personal que somete a los trabajadores a elevadas cargas y ritmos de trabajo y a una fuerte presión psicológica que inciden en el aumento del riesgo de errores y en un deterioro de la calidad.

Una situación por la que muchos trabajadores/as se encuentran desbordados/as, por:

  • Unos ratios de personal por turno obsoletas e insuficientes.
  • Por tener más en cuenta las frías estadísticas que la valoración de unos cuidados que actualmente son más complejos y los pacientes más dependientes.
  • Por un índice de ingresos y altas muy elevado debido a la reducción del tiempo de estancia que aumenta la rotación de los pacientes.
  • Por trabajar durante los fines de semana con menos personal que el resto de la semana cuando el trabajo es el mismo.

Motivos que le han llevado a no aceptar el obsequio mientras no se realice una evaluación de riesgos psicosociales por puesto de trabajo, como obliga la legislación vigente, que dote de una plantilla suficiente para trabajar en condiciones de calidad y de seguridad para el paciente y para el personal.

Deseamos que nuestros compañeros disfruten de su nueva situación de jubilados y del acto de despedida y reconocimiento de tantos años de compromiso en el ámbito sanitario, que compartimos. Y queremos unirnos a esta despedida con un grito reivindicativo: ¡Aumento de plantilla ya, para todos los que se quedan!

Imagen de José Ignacio Martínez en su última concentración el el Hospital Universitario Cruces.

 

 

Más noticias

El próximo 12 de enero nos concentraremos en el ambulatorio de Doctor Areilza a las 13:30 horas y el día 19 haremos lo propio en Rekalde.