Os dejamos esta entrevista que le han hecho desde El Salto-Hordago a nuestra compañera Iratxe Álvarez en torno a la reforma laboral.

 

Os dejamos esta entrevista a nuestra compañera Iratxe Álvarez en torno a la reforma laboral.

 

« Creemos que hay pocos avances y demasiados vacíos, desde la izquierda hemos perdido una oportunidad inmejorable de  recuperar derechos  »

 

¿Cómo valoráis los pasos adelante planteados en la nueva reforma laboral y los vacíos de la misma?

ESK no hace una buena valoración de esta reforma laboral. Para nosotras ha sido un engaño, esto no es lo que las trabajadoras y los trabajadores queríamos ni tampoco lo que necesitábamos y sobre todo no es lo que este gobierno de coalición prometió: derogar la anterior reforma laboral y no solo “maquillar” un poco lo que ya teníamos. Creemos que hay pocos avances y demasiados vacíos, desde la izquierda hemos perdido una oportunidad inmejorable de recuperar derechos para las trabajadoras y trabajadores y de implementar nuevos derechos. Un gobierno que se dice feminista y ha olvidado completamente a las mujeres en esta reforma laboral, la mayoría de los cambios que pudieran parecer avances tienen trampa, es solo apariencia.

 

El cambio de los contratos por obra y servicio, la ultraactividad, algunas de las medidas en torno a la subcontratación son algunos de los grandes logros de la reforma laboral. ¿Crees que estas medidas cambian estructuralmente la antigua reforma laboral o como dice la patronal que no ha habido cambios sustanciales?

Para nosotras esta nueva reforma no cambia demasiado la que teníamos anteriormente. Hay muchos elementos a destacar de esta reforma y la única que podemos dar como buena es lo referente a la ultraactividad aunque esto también tenga sus matices.

En la negociación colectiva, por ejemplo, se impone el marco estatal y deja sin seguridad jurídica a los convenios que negociamos en Nafarroa y la CAV. En lo que respecta a la prevalencia de los convenios sectoriales, en un primer momento, podríamos pensar que hay mejoras pero solo se protegen los salarios dejando al margen cualquier otro aspecto. Los convenios sectoriales han de ser el mínimo y no solo en lo que a salario se refiere.

También hay normas que no han sufrido ningún cambio como en el caso de los despidos. En este sentido se mantiene lo que ya en su día pensábamos que era inaceptable y sabemos, por la propia experiencia, las consecuencias: precarización e inseguridad. Lo mismo sucedecon los despidos colectivos que siguen sin control por parte de la admistración.

Tenemos que decir también que esta reforma a olvidado completamente a las mujeres, es un reglamento sin ninguna perspectiva feminista, sin tener en cuenta ninguna de las reivindicaciones en materia laboral de las huelgas feministas que hemos vivido.

La reforma en lo que a eventualidad se refiere no va a traer estabilidad porque en estos momentos el problema que tenemos es el fraude en la contratación. Junto a esto la flexibilidad en el modelo de fijo-discontinuo y a la potestad que se les da a las ETT para establecer este modelo de contratación nos va a enfrentar a nuevos modelos de explotación y precarización. Siendo en este sentido las más perjudicadas las mujeres y las personas jóvenes.

Una reforma laboral, la que nosotras querríamos, no puede tener como único objetivo recuperar derechos, hay que ir más allá, y en este sentido ESK entiende que sea perdido una oportunidad inmejorable de generar nuevos derechos. Es inaceptable, por ejemplo, que se siga dejando fuera del régimen general a las trabajadoras de hogar y de cuidados.

En lo referente a la subcontratación para nosotras también ha sido una oportunidad perdida. Parece. Porque así nos lo han querido vender, que se a avanzado en este aspecto, pero solo se limita a las empresas multiservicios. No podemos aceptar que haya trabajadoras de primera y de segunda; si hacemos el mismo trabajo debemos tener los mismos derechos laborales.

 

« Con estas actuaciones la  desafección de la gente  con la política es totalmente comprensible, la izquierda ha renunciado a su supuesta ideología y con esto no hacen sino dar alas a la derecha »

 

¿Creéis que con la actual correlación de fuerzas sociales, sindicales y políticas se podría haber logrado algo más? ¿Qué supondría no aprobar esta reforma laboral?

Por supuesto que sí, la mayoría de la supuesta izquierda ha perdido una oportunidad. Y por otro lado lo dicho: una vez más el papel que ha jugado la izquierda ha sido vergonzoso. Con estas actuaciones la desafección de la gente con la política es totalmente comprensible, la izquierda ha renunciado a su supuesta ideología y con esto no hacen sino dar alas a la derecha. Cuando es tan poco lo que tienes cualquier logro, por pequeño que sea, puede ser un avance.

Aun así no entendemos los complejos de la izquierda, cuando la derecha está en el poder implanta su ideología y sus modos sin ninguna vergüenza y nosotras sin embrago no somos capaces de lleva a cabo nuestras propuestas aún sabiendo que son avances para la sociedad, para las trabajadoras. Tenemos claro que esta reforma laboral va a salir adelante pero no porque se haya logrado un acuerdo sino porque la derecha no va a perder esta oportunidad.

 

Os dejamos esta entrevista a nuestra compañera Iratxe Álvarez en torno a la reforma laboral.

 

Los sindicatos que han formado parte de este acuerdo, CCOO y UGT, han anunciado que esta es una primera fase dentro de una estrategia basada en la gradualidad. ¿Compartís está esta perspectiva o no veis posibilidad de incidir en ese camino?

De ninguna manera. El cometido del sindicalismo es defender los intereses de las trabajadoras y los trabajadores, si renunciamos a eso somos cualquier otra cosa. Si los sindicatos no creemos en la fuerza de la clase trabajadora, en la capacidad de la gente para cambiar las políticas entonces apaga y vámonos. Nuestra obligación es impulsar cambios en las políticas, organizar a la clase trabajadora y lograr mejoras sociales. Para nosotras, una vez más, CCOO y UGT han vendido a la clase trabajadora.

Hay que decir también que estos sindicatos no tienen legitimidad para representar a las trabajadoras y trabajadores de la CAV ni de Nafarroa ya que no tienen la mayoría sindical y eso se ha visto en el resultado. Para nosotras estos dos sindicatos han avalado las anteriores reformas laborales. Por supuesto que lo que tenemos que hacer los sindicatos es negociar, como no, pero esa negociación tiene que ser honesta y aquí no ha sucedido eso, más que una negociación esto ha sido una representación teatral. Cuando previamente aceptas que la victoria no es posible y que te vas a conformar con lo que te den ¿para qué te sientas en la mesa de negociación? Nosotras no compartimos esa estrategia, en nuestra opinión el sindicalismo tiene que ser combativo y valiente, honesto, pero sobre todo digno, se lo debemos a las trabajadoras y trabajadores.

 

« La apuesta de ESK siempre ha sido la movilización, es una de nuestras  herramientas más valiosas  »

 

Muchas de las leyes que ha hecho el Gobierno han sido consecuencia de un ciclo de lucha en los últimos años coo por ejemplo la ley de vivienda. En el caso de la reforma laboral, las movilizaciones contrarias a esta drante2021 no han sido muy relevantes, no ha habido en los últimos tiempos intención movilizadora. ¿Por qué no ha habido capacidad desde el sindicalismo alternativo para plantear movilizaciones potentes mientras sedaba el diálogo social?

La apuesta de ESK siempre ha sido la movilización. Esa es una de nuestras herramientas más valiosas. Cuando salimos del confinamiento teníamos muy claro que debíamos recuperar las calles y todavía lo creemos. Más allá de la reforma laboral, para nosotras la desmovilización de la sociedad es algo muy significativo y también preocupante. La pandemia nos ha puesto frente al espejo en muchos sentidos y estamos viendo como diariamente, con diferentes excusas, recortan nuestros derechos, es hora de despertar, hora de salir de la situación que estamos viviendo.

¿Por qué no hemos tenido esa capacidad? Hay muchas razones, la propia situación tampoco ayuda, el contexto, la inestabilidad en la que estamos viviendo, el miedo, el cansancio, la falta de esperanza, la desinformación… todo ello incide en la sociedad pero el sindicalismo también tiene responsabilidad en ello. Tenemos que salir de nuestra zona de confort, hacer apuestas valientes y arriesgadas y creemos que estamos tratando de hacer ese ejercicio. Tenemos que recuperar las calles si, pero sobre todo la ilusión, la esperanza, prender en la sociedad el ímpetu por cambiar las cosas, creer que otro mundo es posible y luchar por conseguirlo.

 

Esta semana la Carta de Derechos Sociales de Euskal Herria junto a otros sindicatos habéis anunciado movilizaciones para el 30 de enero. Otros sindicatos del estado también se han posicionado en contra de la reforma laboral junto a distintos sectores de la izquierda transformadora. ¿Hay alguna estrategia  sindical y política compartida, más allá de Euskal Herria, para unir fuerzas en contra de esta reforma?

Tal y como dices se han anunciado movilizaciones en Euskal Herria para los próximos días y seguimos trabajando en contra de esta reforma laboral. El único interés de ESK es la gente, nuestro objetivo es defender los derechos de las trabajadoras y trabajadores y en ese camino tenemos diferentes compañeras de viaje. Nuestro marco es Hego Euskal Herria porque es aquí donde vivimos y trabajamos, pero si nuestro sindicato se caracteriza por algo es sin duda por la solidaridad y sin duda la solidaridad es la ternura de los pueblos. Tenemos relaciones con sindicatos de otros pueblos, compartimos luchas y muchos objetivos y cuando ha habido posibilidad de sumar todo eso, de unir fuerzas, ESK ha respondido. En este caso, si hay posibilidad también será así, no tengas ninguna duda.

 

 

1º mayo: el capital quiere más

Los gobiernos, representantes del capital, en vez de tirar del freno de emergencia toman medidas que profundizan la crisis, aumentando Leer más

« Esta reforma laboral ha sido un engaño »

Os dejamos esta entrevista que le han hecho desde El Salto-Hordago a nuestra compañera Iratxe Álvarez en torno a la Leer más

La doctrina del shock en Osakidetza y Educación

2 años después de inicio de la pandemia, inmersas en una nueva ola de contagios y con una nueva declaración Leer más

ESK y STEILAS damos inicio a un ciclo movilizador

Para los gobiernos de Madrid y Euskal Herria, CONFEBASK y CEN, no tenemos motivos para la movilización, porque vivimos perfectamente Leer más
  • 1
  • 2