Ante este anuncio y a falta de conocer tanto el Real Decreto que apruebe hoy el gobierno central y las órdenes ministeriales que vengan a desarrollarlo el sindicato ESK quiere trasladar tres ideas básicas.

 

servicios esenciales EPI covid-19

 

En la tarde de ayer, sábado 28 de marzo, el presidente del Gobierno Español, Pedro Sánchez, anunció que entre los días 30 de marzo y 9 de abril se suspenderán todas las actividades económicas y productivas consideradas no esenciales.

Ante este anuncio y a falta de conocer tanto el Real Decreto que apruebe hoy el gobierno central y las órdenes ministeriales que vengan a desarrollarlo el sindicato ESK quiere trasladar tres ideas básicas:

  • La medida de suspensión de todas las actividades no esenciales es totalmente necesaria. Llega tarde y mal, pero damos la bienvenida a esta decisión imprescindible para controlar la extensión de la pandemia.

  • Nos parece intolerable que la misma se sustancie a través de la concesión de un permiso retribuido recuperable. Nuevamente quieren que las consecuencias de esta crisis las paguemos los y las trabajadoras.

    El permiso retribuido recuperable sitúa sobre las espaldas de las trabajadoras y trabajadores  el coste del confinamiento y del cese de las actividades no esenciales al tener que recuperar el tiempo de trabajo no realizado, siendo  a coste cero para gobierno y empresarios.

  • Exigimos que todos los EPIs en poder de empresas no esenciales sean puestos inmediatamente a disposición de las trabajadoras y trabajadores de los servicios esenciales.

 

En las últimas semanas numerosas empresas del ámbito industrial, con ayuda del Gobierno Vasco han venido haciendo un importante acopio de EPIs y elementos de prevención frente al contagio. Ello, entre otras actuaciones, provocó la denuncia penal de ESK contra la Consejera de Desarrollo Económico del Gobierno Vasco el pasado miércoles 25 de marzo.

Este acopio se ha producido mientras trabajadores y trabajadoras de la sanidad pública, limpiadoras, trabajadoras de correos, servicios sociales, comercio alimentación y todas aquellas actividades consideradas esenciales realizaban su trabajo en unas condiciones muy precarias desde el punto de vista de la prevención e incluso sin ningún medio efectivo de protección frente a esta infección.

Todos los EPIs a disposición de Salud Pública

Es el momento de revertir esta situación. Desde el sindicato ESK exigimos al Gobierno Vasco y Navarro así como a todas las empresas no esenciales que rectifiquen y pongan de manera inmediata todos los EPIs y demás medios de protección con los que cuentan a disposición de las Dirección de Salud Pública para que sean derivados a la mayor premura a todas las personas que están trabajando por nuestra salud y por mantener los servicios esenciales: alimentación, limpieza viaria, limpieza de edificios y locales, correos, residencias de tercera edad, servicios sociales,….

Desde el sindicato ESK entendemos que esta cuestión es un mínimo ético exigible en este momento en que, más que nunca, tenemos que poner las vidas por delante del capital y sus intereses.

 

Descargar PDF

 

¿Al profesorado de los euskaltegis no se nos vacuna?

El riesgo de nuestro trabajo no es menor que el de un profesor o profesora de Primaria, así que, ¿por Leer más

El Gobierno Vasco incumple la estrategia de vacunación COVID

El Gobierno Vasco incumple la estrategia de vacunación del personal de supermercados y autobuses sin dar ninguna explicación y sin Leer más

Prórroga de los ERTEs y las medidas sociales

Los ERTEs y medidas sociales se prorrogan hasta el 31 de mayo de 2021. Leer más

Fraude en las vacunaciones, ahora en el centro Jesús María de Bizkaia

Una de las responsables que ni siquiera trabaja en el centro se vacunó saltándose el protocolo. La plantilla que tiene Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19
  • 20
  • 21
  • 22
  • 23
  • 24

 

16 muert@s + 1