Representantes de ESK han comparecido en el Parlamento Vasco para denunciar el posible uso indebido de dinero público en el transporte sanitario vasco y para denunciar las privatizaciones que dejan los servicios públicos en manos de empresas pirata.

 

« Hemos dirigido al Departamento de Salud  hasta 9 escritos avisando  del permanente incumplimiento de los pliegos »

 

Como ya es públicamente conocido, ESK presentó el pasado 20 de julio dos denuncias penales; una contra el presidente de ambulancias La Pau, por la presunta comisión del delito tipificado en el artículo 316 del código penal que dice, textualmente: “Los que con infracción de las normas de prevención de riesgos laborales y estando legalmente obligados, no faciliten los medios necesarios para que los trabajadores desempeñen su actividad con las medidas de seguridad e higiene adecuadas, de forma que pongan así en peligro grave su vida, salud o integridad física, serán castigados con las penas de prisión de seis meses a tres años y multa de seis a doce meses”; y otra contra este y el Director de Aseguramiento de Contratación Sanitaria del Departamento de Salud del Gobierno Vasco, por prevaricación y uso indebido de dinero público. Denuncias que han sido admitidas a trámite.

 

¿Qué es lo que ha motivado estas denuncias? ¿Por qué ESK se ha visto obligado a acudir a los tribunales?

Para contestar a esta y otras cuestiones tenemos que retrotraernos en el tiempo, concretamente a diciembre de 2019, cuando la UTE Larrialdiak-Ambulancias Maíz cumplió su amenaza y dejó de prestar sus servicios el 31 de ese mes, sin abonar salarios y demás.

Por cierto, deuda de la que el Gobierno Vasco fue declarado responsables solidario, debiendo abonar las cantidades demandadas en última instancia, según recoge la sentencia 437/2022 del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco.

Ante la situación creada por la actitud de dicha UTE, el Departamento de Salud adjudica, vía urgente, a ambulancias La Pau, la atención en el territorio de Araba por un importe a día de hoy desconocido por nosotras; servicio que prestó hasta una nueva adjudicación en agosto de 2020 para realizar el Transporte Sanitario Urgente en Araba y parte de Bizkaia, y en marzo de 2021 para llevar adelante el Transporte Sanitario No Urgente en Araba y Bizkaia; ingresando por estos servicios más de 100.000.000 €, más de 40.000.000 € por el Transporte Urgente y casi 68.000.000 por el No Urgente.

 

« Actualmente ambulancias La Pau cubre el Transporte Sanitario Urgente de Araba y Bizkaia por  más de 130.000.000 €  »

 

Lo sabían

Durante estos tres años, tanto el Comité de Empresa como este sindicato, hemos remitido al Órgano de Contratación del Departamento de Salud los distintos y numerosos incumplimientos, tanto de los propios pliegos del concurso, como aquellos relacionados con la seguridad y salud laboral, derechos fundamentales de las plantillas e incluso contra la propia seguridad de los pacientes que La Pau ha venido realizando:

  • Despidos de trabajadores, declarados nulos e improcedentes por los juzgados.

  • Sentencias judiciales favorables de reclamaciones de cantidades.

  • Hasta 10 actas de infracción de inspección de trabajo por faltas graves en materia de seguridad y salud laboral, relaciones laborales, fraudes en la cotización a la seguridad social.

  • Hasta 30 requerimientos de inspección de trabajo en materia de seguridad y salud laboral, por no entregar Equipos de Protección Individual, relaciones laborales, disposiciones mínimas de seguridad y salud en los centros de trabajo, cotizaciones a la seguridad social, abono de nóminas.

 

Denuncia

ESK, durante estos 3 años, hemos dirigido al Departamento de Salud hasta 9 escritos en los que poníamos en su conocimiento el permanente incumplimiento de los pliegos en varios aspectos.

Ante la falta de respuesta satisfactoria, ESK presentó el pasado 28 de noviembre del 2022 un escrito denunciando el incumplimiento de pliegos y solicitando, en base al artículo 211.f) de la Ley 9/2017, de 8 de noviembre de Contratos del Sector Público que se rescindiera el contrato con la mercantil conforme a los pliegos, ya que esto recogían, en su apartado 27 las obligaciones en materia Laboral, Seguridad Social y de Seguridad y Salud en el Trabajo, adjuntándose todas las vulneraciones en materia de seguridad y salud laboral y de derechos laborales que había sido constatado por Inspección de Trabajo.

La respuesta del Departamento de Salud del Gobierno Vasco ha sido la adjudicación, mediante Resolución de la Viceconsejera de Administración y Financiación Sanitarias, de un nuevo contrato por un período de tres años, ampliando los Lotes adjudicados a La Pau, de manera que actualmente cubre todo el Transporte Sanitario Urgente de Araba y Bizkaia por un importe superior a 130.000.000 €; que entró en vigor en agosto de este año.

 

« Ambulancias La Pau  ha incumplido sistemáticamente  numerosas normativas y pese a ello le ampliaron los servicios subcontratados »

 

Numerosos incumplimientos

Por otro lado, las razones que han llevado a ESK a la denuncia contra el presidente de La Pau incluyen incumplimientos sistemáticos de la normativa de Prevención de Riesgos Laborales (falta de evaluación de riesgo, ausencia de planificación preventiva, falta de formación en materia de prevención, falta de entrega de EPIs, reiterados incumplimientos de requerimientos de la Inspección de Trabajo, etc.), incumplimientos que han supuesto diferentes sanciones económicas que, en su conjunto, suman más de 100.000 €; sanciones que no han servido para frenar a la Empresa en estas prácticas supuestamente delictivas, como muestra, una nueva Acta de Infracción fechada el 27 de septiembre de 2023 por no suministrar, de nuevo, formación en materia preventiva a varios trabajadores y que lleva aparejada una sanción de 2.451 €.

Queremos recordar que TODAS las ambulancias de Soporte Vital Básico de Araba pertenecen a una empresa privada que incumple reiteradamente con la normativa vigente, que la adjudicación de dicho servicio lleva aparejada una responsabilidad por parte del Departamento de Salud que incluye el control sistemático y exhaustivo del cumplimiento estricto de los pliegos de adjudicación y la toma de las medidas recogidas en los mismo y en la legislación vigente para hacerlos cumplir; ¡se juegan nuestros cuartos!

 

Uso fraudulento del dinero público

Para ESK, el desprecio tanto a lo recogido en los diferentes Pliegos de adjudicación, como a las diferentes Actas de Infracción y Requerimientos de la Inspección de Trabajo que manifiesta La Pau sólo puede entenderse por contar con el aval y la protección del Departamento de Salud, todo ello financiado con dinero público, dinero que ha de usarse para garantizar el servicio que se merece la ciudadanía de este país y no para engordar las arcas de empresas piratas como La Pau.

ESK tiene claro que la admisión a trámite de nuestras denuncias supone un espaldarazo no sólo al trabajo desarrollado por nuestros delegados, sino que viene a confirmar nuestras sospechas del uso fraudulento del dinero público; esperamos que el recorrido judicial confirme dichas sospechas y sirva para estimular el obligatorio control que el Departamento de Salud ha de realizar.

 

Ambulancia con una bandera pirata

«  Demandamos la reversión  de todos estos servicios privatizados »

 

Fin de las privatizaciones

ESK ha denunciado reiteradamente las políticas privatizadoras que lleva adelante el PNV junto a su socio, el PSE, en Osakidetza; también hemos demandado reiteradamente planes para la reversión de todos estos servicios privatizados con el argumento, entre otros, de mejorar la calidad tanto del servicio a prestar como de las condiciones laborales.

Con estas demandas, hemos sacado a la luz una clara muestra del resultado de dichas políticas privatizadoras; por ello, desde ESK exigimos que se lleva adelante el necesario estudio para revertir este Servicio y se integre en Emergentziak-Osakidetza.

Es fundamental que este proceso se lleve adelante sin la pérdida de un solo puesto de trabajo estructural; las plantillas víctimas de empresas piratas no han de ser las paganas de esta situación.

Ello ha de llevarse adelante con un plan consensuado por todos los agentes implicados, Departamento de Salud, Emergentziak-Osakidetza, Sindicatos presentes en ambas redes (pública y privada), así como este Parlamento.

Desde ESK consideramos que este es el momento; se ha llevado adelante diversas experiencias en otras Comunidades Autónomas, es una demanda creciente de la Sociedad Vasca y nos enfrentamos a un nuevo ciclo electoral donde se han de dar respuestas a, entre otras , estas cuestiones.

 

Osakidetza quiere esta vez privatizar los almacenes

Osakidetza quiere esta vez privatizar los almacenes 20 febrero 2024 La Consejería de Salud del Gobierno Vasco sigue privatizando servicios Leer más

El 12 de marzo huelga en el sector público de la CAV

Para reforzar los servicios públicos y seguir influyendo para acordar aquí el salario y el empleo, el 12 de marzo Leer más

277 millones menos para primaria y plantillas

277 millones menos para primaria y plantillas 17 febrero 2024 Mientras el Lehendakari inaugura edificios, la Consejera se olvida de Leer más

Ante la nula voluntad de negociación, el 12 de marzo huelga en el sector público

Mientras las Diputaciones y el Gobierno Vasco obtienen recaudación récord y superávit presupuestario, la temporalidad toca su techo histórico con Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19
  • 20
  • 21
  • 22
  • 23
  • 24
  • 25
  • 26
  • 27
  • 28
  • 29
  • 30
  • 31
  • 32
  • 33
  • 34
  • 35
  • 36
  • 37
  • 38
  • 39
  • 40
  • 41
  • 42
  • 43