ESK considera que la decisión de la empresa SSG-Larraldiak de no abonar la paga extra de verano a la plantilla es un auténtico robo. Exigimos a la empresa que se deje de excusas peregrinas y cumpla con sus responsabilidades.

 

 

Desde este sindicato exigimos a la empresa que se deje de excusas peregrinas y cumpla con sus responsabilidades; querer culpabilizar a la plantilla por defender sus derechos frente a empresas explotadoras como SSG-Larraldiak, es querer esconder su incapacidad y su irresponsabilidad a la hora de gestionar un Servicio Público.

Pero no podemos olvidar que quien financia a esta empresa y avala sus prácticas explotadoras es el Gobierno Vasco, con el Departamento de Salud a la cabeza. Desde ESK exigimos a su Consejera, Nekane Murga, que tome cartas en el asunto, asuma la responsabilidad social de la que tanto alardea y se comprometa con el conjunto de las trabajadoras y trabajadores del sector, obligando a la empresa a que cumpla con sus obligaciones.

ESK impulsará todas las movilizaciones conjuntas que se precisen hasta recuperar todos y cada uno de los derechos que SSG-Larrialdiak pretende arrebatarnos. Más allá de Convenios o Acuerdos, empresas como SSG-Larrialdiak sólo buscan su máximo beneficio a costa del conjunto de las trabajadoras y trabajadores y sólo la respuesta conjunta y contundente de todos los sindicatos representativos del sector hará que no consigan sus objetivos.

 

Más noticias

44 muert@s en 2019

en accidentes laborales