Hemos conocido, nuevamente a través de un medio de comunicación, los datos definitivos de peticiones para la "reducción" de jornada laboral a 4 días semanales.

 
 
Los datos lo dicen todo. Tan solo se han acogido 153 personas de un  total de 18000 posibles. Sí ,lo habeis leído bien y no es una errata. Son alrededor del 0'8% del total de la plantilla que sería susceptible de acogerse a esta nueva modalidad de trabajo anunciada a bombo y platillo por la empresa y sus socios CCOO y UGT como uno de los avances en materia de jornada que iban a suponer un antes y un después en las fórmulas de conciliación familar...
 
Pues visto el resultado...va a ser que no. Afortunadamente, a la  mayoría de la plantilla de esta empresa, aún anestesiada y acomodada como pocas, todavía le queda la capacidad de saber cuando le están tomando el pelo. Y los resultados de esta oferta han dejado claro que a la gente no le gusta que le vendan humo.
 
En su momento, cuando se firmó el acuerdo ya denunciamos que era eso precisamente lo que nos intentaban vender. Humo..., que la susodicha fórmula se resumía en trabajar media hora más de lunes a jueves, el viernes te lo coges como día sin sueldo, y te perdono 1 hora.
 
Denunciábamos que lo único que intentaban CCOO, UGT y la empresa era hacer publicidad de una medida que íbamos a pagar casi en exclusiva los y las trabajadores, ya que era un acuerdo de REDUCCION DE SUELDO a cambio de reducir 1 hora de trabajo semanal.

Y de paso les recordábamos a los sindicatos negociantes que las reducciones de jornada laboral conseguidas en el pasado nunca estuvieron condicionadas a reducciones de salario. La conquista de las 40 horas semanales, o las 35 horas en la Administración se consiguieron a base de pelea y confrontación con las patronales, sin contrapartidas en materia económica, y desde una perspectiva de conquista de derechos que no tiene nada que ver con lo que aquí nos vendieron.

En Teléfonica llevamos mucho mas de 30 años con la misma jornada laboral semanal. YA vale de tomarnos el pelo. REIVINDICAMOS LA REDUCCION DE JORNADA SIN CONTRAPARTIDAS, porque trabajar menos hoy en día lo consideramos un derecho, y porque también creemos en el reparto del empleo, que garantice la creación de más puestos de trabajo.

A algunos de los que dicen representar a los y las trabajadoras se les debería caer la cara de vergüenza...y tomar nota de paso.
 
Os dejamos enlaces a alguna de las noticias aparecidas en los medios de comunicación:
 

Más noticias